Etapa 29: Mámoles – Fornillos de Fermoselle

Iglesia de Mámoles

Iglesia de Mámoles, con su morera, y potro de herrar.

Asomados a los arribanzos

El Camino Natural transcurre por la penillanura bordeando, durante parte de la etapa, los arribanzos del río Duero, lo que permite al viajero disfrutar de unas espectaculares vistas sobre los cantiles y las calmadas aguas del río, varios cientos de metros más abajo.

Mámoles. Huerto

Huerta en Mámoles

Cortinas

Mámoles. Cortinas

Arquitectura rural

Mámoles

De Mámoles a Fornillos de Fermoselle

5.6 Km. / 1 h. 40 min.
La ruta comienza en el centro de la localidad de Mámoles, un pequeño pueblo de calles angostas en las que los huertos y las viviendas se entretejen configurando un singular entramado urbano.

Cultivos de huerta

GR 14 Mámoles – Fornillos de Fermoselle: Cultivos de huerta.

Vinculada desde antiguo a la cultura vitivinícola, Mámoles cuenta con una zona de viñedos situados al borde de los arribanzos, en un paraje desde el que se domina una cerrada curva del río Duero. Se conservan asimismo unos antiguos lagares rupestres de gran valor etnográfico.

Las encinas (Quercux ilex) y los cerramientos de piedra son los elementos más destacados del camino cuando éste abandona Mámoles. En ellos es muy probable encontrar algún burro zamorano-leonés.

Burro zamorano leonés

GR 14 Mámoles – Fornillos de Fermoselle: Burro zamorano-leonés.

El burro zamorano leonés

El burro zamorano leonés es una raza asnal autóctona de España, muy resistente a los cambios del clima y de carácter muy dócil. Se caracteriza por su gran tamaño y corpulencia –puede medir hasta 1,60 metros y pesar 350 Kilos-, sólo comparable a la del asno de raza andaluza-cordobesa. El perfil es recto y sus ojos están bien marcados. Su pelaje es de color castaño oscuro, pero presenta el hocico y el vientre claros, aunque a causa de su largo pelaje, que crece como lana en forma de jirones, estas marcas pueden estar tapadas.

Pertenece al tronco europeo de razas de asno, y al igual que éstas sus orejas están cubiertas de pelaje largo por lo que el esquilado es una práctica habitual en esta zona de Sayago.

Originariamente, el asno zamorano se encontraba distribuido por toda la Cordillera Cantábrica, Castilla la Mancha y Castilla y León, aunque hoy día apenas quedan ejemplares.

Más adelante el camino alcanza un prado donde se encuentra una fuente rodeada por grandes pilas de piedra que los animales utilizan como abrevadero. El entorno constituye un excelente lugar para diversas especies de anfibios.

Fuente

GR 14 Mámoles – Fornillos de Fermoselle: Fuente en Mámoles con cuatro abrevaderos para el ganado.

La senda abandona la pradería y, tras un corto recorrido, comienza un descenso por el valle del arroyo de Santa Marina, donde crecen encinas, enebros (Juniperus oxycedrus) y un extenso matorral de escobas (Cytisus sp.), hasta alcanzar el área de descanso de Cañada Vieja, próxima a la rivera.

Tras vadear la rivera se abandona el valle ascendiendo la ladera por un tramo de empedrado, realizado para que los carros no se hundiesen en el barro y los animales de tiro pudiesen subir la carga con menor esfuerzo, en la que los enebros crecen aferrándose a las rocas que pueblan los alrededores.

Camino empedrado

GR 14 Mámoles – Fornillos de Fermoselle: Tramo empedrado del camino.

Al llegar a lo alto de la loma, el camino se ensancha, el paisaje se abre y la magnífica panorámica que ofrece el arribanzo se muestra en todo su esplendor e invita a detenerse y contemplar con calma tan extraordinaria obra de la naturaleza.

Poco después de pasar junto a la Fuente de la Reñidera, en el paraje de La Borriquera, a la derecha de la ruta comienza un pequeño sendero de apenas doscientos metros que conduce hasta el asomadero de Los Regatos, desde donde se puede disfrutar de impresionantes vistas panorámicas del arribanzo. Si se dispone de unos prismáticos no será difícil observar alguna de las rapaces que nidifican o sobrevuelan por la zona, como el alimoche, el buitre leonado o la escasa cigüeña negra (Ciconia nigra).

Asomadero de los Regatos

GR 14 Mámoles – Fornillos de Fermoselle: Vistas desde el asomadero de Los Regatos.

De regreso al Camino Natural se puede ver una buena representación de las especies más comunes de los Arribes del Duero: encinas, enebros, escobas, retamas, matorral de pequeño porte, plantas herbáceas y aromáticas, todo ello salpicado por multitud de berruecos graníticos.

Después de cruzar la portera que marca el límite de ambos términos municipales, los estrechos callejos de piedra cobran protagonismo de nuevo en un paraje de encantadora rusticidad, en el que es posible comprender que al transformar el paisaje el hombre no tiene por qué destruirlo.

Sendero GR 14

GR 14 Mámoles – Fornillos de Fermoselle: El hombre transforma el paisaje sin destruirlo.

Ya en los aledaños de Fornillos de Fermoselle los muros que rodean el cementerio dan buena muestra no sólo de la excelente calidad de la piedra en esta comarca sino también del respeto a las edificaciones tradicionales que proporciona tanto encanto a esta localidad.

Cementerio de Fornillos

GR 14 Mámoles – Fornillos de Fermoselle: Cementerio.

Las Fuentes de la Senara, último hito de este tramo, constituyen un excelente ejemplo de la tipología adoptada por este tipo de construcciones en Sayago.

La etapa concluye en Fornillos de Fermoselle cuyo nombre proviene de sus hornos de cerámica, muy abundantes hace algún tiempo y de los que aún se pueden encontrar algunos restos.

Otros senderos

Vinculados a la Senda del Duero y con el fin de poner en valor los más sobresalientes elementos naturales y etnográficos del entorno, tanto el Parque Natural de los Arribes del Duero como el Ayuntamiento de Fariza han procedido al acondicionamiento de varios senderos de pequeño recorrido (PR).

LAGARES RUPESTRES Y ALTO DEL CUETO
Partiendo de la iglesia de Mámoles, el camino conduce siguiendo un estrecho sendero, a los lagares que, tallados en el duro granito, son testigos de la antigua cultura vitivinícola auspiciada por la calidad de la uva de esta población. Desde el Alto del Cueto es posible contemplar, además de los grandiosos cantiles arribeños, los parajes de El Carrascón y El Raso donde crecen las vides que dan fama a Mámoles.

MOLINO SERAFÍN – PALAZUELO DE SAYAGO
Partiendo del Camino Natural en los aledaños del Molino de Serafín se inicia una ruta que, siguiendo la rivera del Arroyo de Santa Marina, conduce hasta Palazuelo de Sayago. A lo largo del recorrido se encontrarán varios molinos, así como pequeñas fuentes y pontones, que añaden a la belleza natural de la rivera el interés etnográfico de las construcciones tradicionales.

MOLINO DE LOS FRAGUALES
Este sendero, de 300 metros, comienza en el Camino Natura, en la margen izquierda del Arroyo de Santa Marina, para conducir por la parte baja de la ladera hasta el Puente de Cañada Vieja, donde cruza el arroyo. A corta distancia aguas abajo se levanta el Molino de los Fraguales, medio oculto por el afloramiento granítico que protege la entrada de la edificación de las inclemencias metereológicas.

ASOMADERO DEL CASITO DE LA BOIZA
Esta ruta parte del tramo del Camino Natural que conduce a Fariza antes de que éste descienda al valle del Arroyo del Carrascalico y conduce hasta el Casito de la Boiza, antiguo puesto de carabineros, con amplias panorámicas del arribanzo.

ASOMADERO DE LOS REGATOS
Caminando hacia Fornillos de Fermoselle, en las proximidades de la Fuente de la Reñidera, comienza este corto sendero que conduce a un punto desde el que se aprecian unas impresionantes vistas del cañón del Duero.

Datos de interés

Ayuntamiento de Fariza: 980 617 881
Casa del Parque Natural Arribes del Duero (Fermoselle): 980 613 384
Oficina Parque Natural Arribes del Duero: 980 618 425
Emergencias: 112

Cartografía

I.G.N. Hoja 0395 – Muga de Sayago

29_MIDE_29_v0

UA-45597019-1